Salud mental

Respondiendo al Estrés

“Así que, no os afanéis por el día de mañana, porque el día de mañana traerá su propio afán. Basta a cada día su propio mal”

Mateo, 6:34

Si tienes que lidiar con el estrés diario y sientes que las preocupaciones te impiden disfrutar de tu vida lee estos 21 prácticos consejos que te ayudarán a sentirte mejor, consejos que combinan sabiduría moderna y milenaria.

Aquí los tienes:

  1. Acepta la realidad. No te estreses, ni te desgastes queriendo que las cosas sean diferentes de lo que ya son. Ningún pensamiento puede cambiar lo que ya ha sucedido.
  2. Enfócate en tus asuntos. Según Byron Katie, hay 3 tipos de asuntos. Los míos, los tuyos y los de Dios y nos dice “Ocuparme mentalmente de tus asuntos me impide estar presente en los míos. Me separo de mí misma y me pregunto por qué razón mi vida no funciona.” Cuando sientas estrés o soledad, pregúntate ¿en los asuntos de quién estás? Y vuelve a los tuyos. (más…)
Anuncios

Todos podemos ser creativos

Más que excepcionales, los innovadores son personas que confían en sí mismas. Así lo afirma David Kelley, fundador de la venerable firma de diseño IDEO, en California. Kelley, cuya empresa es responsable de una amplia gama de productos y servicios, incluido el moderno ratón de la computadora, cree —y la investigación sugiere— que prácticamente todo el mundo tiene la capacidad de innovar. Es sólo que en algún momento, como en cuarto grado de primaria, la mayoría de nosotros dejamos de creer que somos creativos, señala, así que nuestra capacidad de innovar se atrofia.


La desesperanza aprendida

 

 

 

“Si te sientes amenazado por las circunstancias, retírate a la calma y a la meditación. El único remedio para la duda y el temor es conectarse de nuevo con la más alta verdad.”

 

-I. Ching.

Un  comportamiento de nuestra población, sustentado en una percepción negativa y pesimista respecto a las propias capacidades, y a un destino aparentemente adverso e inmodificable, es el elemento fundamental de lo que se conoce como desesperanza aprendida.

Aunque es un padecimiento que afecta a gran parte de la población, pocos conocen de qué se trata.  Muchas personas pasan por épocas en que saben que algo anda terriblemente mal, pero muchas veces no pueden identificar lo que es.  Todo lo que pueden explicar es una fuerte sensación de que nada va a salir bien.

(más…)


El poder del pensamiento positivo

 

“Todo lo que eres es el resultado de lo que has pensado; se crea en tus pensamientos, se ha  hecho de tus pensamientos”.

                    – Gautama Buddha

 

Cada vez existen más evidencias científicas y experimentales del tremendo poder del pensamiento en nuestras vidas, tanto en sentido positivo como negativo, tanto para curar y abrirnos caminos, como para enfermarnos y cerrar oportunidades.

 Investigadores del departamento de fisiología de la Universidad de Columbia, (USA, Nature, Ciencie. XXIV, 23/08, 2006), usando isótopos radioactivos, como marcadores biológicos en las inmunoglobulinas humanas (proteínas y elementos de las defensas biológicas del organismo) demostraron que solo basta un minuto de pensamientos negativos y autodestructivos, para que se altere por 6 horas la capacidad inmunológica del ser humano. El Dr. Carl Silmonthon, investigador de oncología de Harvard, tiene evidencias clínicas y estadísticas de cómo actitudes pesimistas y derrotistas hacen que proliferen con mayor fuerza células cancerosas y se formen tumores.

(más…)


El Camino a la Resiliencia

“No es el desafío lo que define quiénes somos ni qué somos capaces de ser, sino cómo afrontamos ese desafío: podemos prender fuego a las ruinas o construir un camino, a través de ellas, paso a paso, hacia la libertad”

-Richard Bach

 

Introducción

¿Cómo enfrenta la gente los eventos difíciles que cambian su vida? ¿Cómo reacciona a eventos traumáticos como la muerte de un ser querido, la pérdida del trabajo, una enfermedad difícil, un ataque terrorista y otras situaciones catastróficas?

Generalmente, las personas logran adaptarse con el tiempo a las situaciones que cambian dramáticamente su vida y que aumentan su estado de tensión. ¿Qué les permite adaptarse? Es importante haber desarrollado resiliencia, la capacidad para adaptarse y superar la adversidad. Ésta se aprende en un proceso que requiere tiempo y esfuerzo y que compromete a las personas a tomar una serie de pasos.

Este ensayo tiene el propósito de ayudar a los lectores a tomar su propio camino hacia la resiliencia. Provee información sobre la resiliencia y algunos factores que afectan a la gente a enfrentar sus problemas. Gran parte de la información ofrecida se enfoca en el desarrollo y el uso de una estrategia personal para mejorar la resiliencia.

(más…)


Conociendo y enfrentando el estrés

“Everybody knows what stress is but nobody knows what is” “Stress is life and life is stress”. 

“Todo el mundo sabe qué es el estrés, pero nadie sabe lo que es”. Estrés es vida y vida es estrés”

             

            -Hans Selye, padre del estrés.

El origen histórico del concepto de estrés parte de las investigaciones que realizó Hans Selye en el año 1936 y que dieron lugar al llamado “Síndrome general de adaptación”.  Desde su época de estudiante de medicina en Praga, Hans Selye observó, que todos los enfermos que atendía, presentaban síntomas comunes y generales, cansancio, insomnio, perdidas de apetito, entre otros.

En sus estudios de posgrados e investigaciones en USA  y Canada,  concluyó que varias enfermedades orgánicas y trastornos emocionales o mentales, no eran sino la manifestación de cambios fisiológicos, resultantes de un prolongado estrés en  órganos de choque y que estas alteraciones podrían estar predeterminadas genética o constitucionalmente.

(más…)


21 consejos para control del estrés

“Muy frecuentemente nos olvidamos de que la felicidad no llega como resultado de obtener algo que no tenemos, sino al reconocer y apreciar lo que ya tenemos”.

-Frederick Koenig

 

Si tienes que lidiar con el estrés diario y sientes que las preocupaciones te impiden disfrutar de tu vida lee estos 21 prácticos consejos que te ayudarán a sentirte mejor, consejos que combinan sabiduría moderna y milenaria.

(más…)


7 signos de falta de inteligencia emocional

Los sentimientos que se agitan en nuestro interior no siempre atraviesan el umbral de entrada a la conciencia.  Mientras esa agitación emocional preconsciente sigue formándose, acaba volviéndose lo suficientemente fuerte para convertirse en algo consciente.  Las emociones pueden ejercer un poderoso impacto en la forma en que percibimos y reaccionamos, aunque no tengamos idea que están funcionando.  Trabajar día a día, en entender cómo se manifiestan nuestras emociones en nuestros comportamientos, es la verdadera batalla que debemos librar como seres pensantes  y la que a la postre nos representará los mayores dividendos.

No hagas que tu felicidad dependa de lo que no depende de ti”.

-Epícteto.

Viki Morandeira, Coach Ontológico, con especialización en Coaching Personal, diplomada en Inteligencia Emocional y autora del libro ¿Qué le pasa a mi esposo?, en el siguiente artículo, nos orienta magistralmente sobre pistas que nos pueden ayudar en esa batalla.

Si eres directivo, subordinado, ama de casa, padre de familia, profesora universitaria, maestro, deportista, estudiante, profesional, contable, emprendedor….. Da igual en que rol de tu vida te centres, para desempeñarlo bien y ser feliz necesitas ser Emocionalmente Inteligente.

(más…)


No dejes que la ira te domine

La ira se construye sobre la ira

El objetivo es el equilibrio, no la supresión emocional: Cada sentimiento tiene su valor y su significado. Lo que debemos lograr es la emoción adecuada, el sentir de manera proporcionada a las circunstancias. Cuando las emociones están fuera de control se vuelven patológicas. No se trata de que la gente deba evitar los sentimientos desagradables para sentirse contenta, sino más bien de que los sentimientos tormentosos no pasen inadvertidos y desplacen los estados de ánimo  agradables.  Un disparador universal de la ira es la sensación de encontrarse en peligro. Puede ser que se perciba un peligro físico, o una amenaza simbólica a la autoestima o dignidad, ante lo cual se genera la reacción del cuerpo para la respuesta de ataque o huida.  Se debe actuar en la primera etapa del ciclo de la ira, para evitar la cascada subsiguiente, donde el sistema nervioso queda sensibilizado a un siguiente episodio de ira. Tomar conciencia de lo que estamos sintiendo nos ayuda a intervenir a tiempo.

“La ira nunca carece de motivo, pero pocas veces se trata de un buen motivo”. 

-Benjamin Franklin

En el siguiente artículo la Dra Aliza A. Lifshitz nos habla sobre cómo manejar la ira.

La ira y hasta la furia son emociones poderosísimas, reales y muy humanas. Es normal sentirlas y expresarlas, pero hay que hacerlo de una manera constructiva. Si las suprimes, te perjudicas. Si “explotas”, le haces daño a las personas a tu alrededor: a tus familiares, a tus amigos y a tus compañeros de trabajo. La clave es aprender a canalizar y a controlar las emociones fuertes para que seas tú quien las domine y no al revés. Aquí te doy algunos consejos para que tomes las riendas de la ira.

(más…)


Inteligencia Emocional.

“Les emociones son las capitanas de nuestra vida y, veces, las obedecemos sin darnos cuenta“. – VincentVan Gogh.

 

Por Antonio Montaño Valle-Universidad de Huelva

El término inteligencia emocional aparece en la literatura psicológica en el año 1990, en un escrito de los psicólogos americanos Peter Salovey y John Mayer. Sin embargo, fue con la publicación del libro La Inteligencia Emocional (1995) de Daniel Goleman cuando el concepto se difundió rápidamente. A este libro pronto le siguió otro, del mismo autor, con el nombre de La Inteligencia Emocional en la Empresa (1998).

La inteligencia emocional es la capacidad de comprender emociones y conducirlas, de tal manera que podamos utilizarlas para guiar nuestra conducta y nuestros procesos de pensamiento, para producir mejores resultados. Incluye las habilidades de: percibir, juzgar y expresar la emoción con precisión; contactar con los sentimientos o generarlos para facilitar la comprensión de uno mismo o de otra persona; entender las emociones y el conocimiento que de ellas se deriva y regular las mismas para promover el propio crecimiento emocional e intelectual.

(más…)